Préstame tus piernas

“Recuerdo cada momento con todo detalle: la luz que entraba por la ventana, las bolsas sobre la mesa de la cocina, la ropa que llevaba puesta, el olor… Quisiera, pero no he podido olvidar cada detalle del momento en que me dijiste que ya no me querías. Pensé que era un sueño, pero el agujero en el centro de mi pecho me indicaba que no, había oído bien.

Me sentí como Edith, la mujer de Lot, convirtiéndome de repente en estatua de sal. Quería correr, salir de la cocina, de la casa, del planeta… pero no podía moverme, en un acto de supervivencia mis pies habían echado raíces para no perder el equilibrio y caer. Entonces lo sentí, retumbaba la frase en mis sienes una y otra vez: ¡préstame tus piernas!, supliqué al universo, unas piernas fuertes que me lleven lejos y me trasladen a un lugar donde el tiempo no exista, donde pueda volver al momento justo en que abriste la boca para empezar a hablar, justo antes de que todo mi mundo empezara a caer”.

Fases del duelo.

Muchas personas han pasado por estos duros momentos, son momentos de PÉRDIDA, se ha cumplido lo que veníamos sospechando, “nos han dejado”. Es ésta la primera fase del abandono, cuando tomamos contacto con la realidad. A veces, hemos estado viviendo en una relación destructiva y hemos creado herramientas como la negación para no afrontar la verdad; que realmente esa relación estaba muerta desde hace tiempo, pero por miedo a la soledad, ego o apegos no hemos querido verlo.

Esta etapa no suele durar mucho y es común que ante la desesperación supliquemos a nuestra pareja que se quede, que no nos deje, pero con ello solo conseguiremos ponerle más difícil la situación a quien ya ha decidido que no quiere estar con nosotras/os.

Después llega el DESÁNIMO. Es la fase más desagradable, nuestro estado de ánimo baja, nos deprimimos y desciende nuestra autoestima. Es la etapa de los pensamientos tipo: “nunca me volveré a enamorar”, “¿quién me va a querer?”…, de encerrarnos en casa y cesar nuestras actividades de ocio.

Es muy importante en esta etapa afrontar la realidad, aceptar la nueva situación lo antes posible y retomar nuestra vida, ya que el no hacerlo sólo prolongará la situación dolorosa.

Al cabo de unos días entramos en una fase de ANSIEDAD, en ella creamos una curiosa fantasía; sólo nos acordamos de lo bueno de la relación. Nos pasamos las horas hablando de la ruptura y de lo perfecto que era nuestro ex. En esta fase corremos el riesgo de intentar que nuestra ex pareja vuelva con nosotros/as a toda costa. Mantenemos el contacto a través de WhatsApp y llamadas constantes. Esta conducta suele alejar a la persona todavía más y nos entristecemos y frustramos cuando no conseguimos el objetivo buscado.

Sin Miedo

Una nueva vida.

Aunque al principio no lo parezca, después de leer todos los libros de Jorge Bucai que llegan a nuestras manos y de pasar por las fases anteriores, llega la ACEPTACIÓN, comenzamos a retomar temas abandonados, estudios, aficiones y vemos que tener tiempo para nosotras/os no está nada mal. Somos los dueños de nuestra vida y se nos abre un abanico de posibilidades que nos llevan a nuevos proyectos e ilusiones. Es un momento de claridad mental, se caen los velos que nos tapaban la visión.

Y por fin aparece la SUPERACIÓN. Ocurre el “milagro”, en este momento estás preparada/o para recordar tu anterior relación de pareja con objetividad. Debemos evitar el rencor porque culpabilizar sólo a la otra persona de la ruptura es injusto. A no ser que haya habido un motivo claro como la infidelidad o el maltrato, el desgaste de una relación no lo produce sólo un miembro de la pareja.

Finalmente llega la calma, ya estás lista/o para encontrarte con tu expareja y no sentir tristeza, ya no necesitas echar a correr, todo está en su sitio y te encuentras con que la vida vuelve a estar llena de colores y de personas maravillosas con las que, tal vez, te apetezca iniciar una nueva relación de pareja. Ahora, todo vuelve a ser posible.

Siéntase libre de comunicarse directamente con nosotros, haga que las cosas sucedan.
Número de móvil +34 698 52 23 72.
Estaremos encantados de asesorarte y resolver tus dudas.
Nuestro horario de atención telefónica es de 10:00h a 20:00h de lunes a viernes.

También puede contactarnos por email:
info@munaymatchmaking.com

Si estás interesado en ser AFILIIADO (opción gratuita) y conocer a nuestros exclusivos clientes,
ENTRA AQUÍ

Date la oportunidad de encontrar una relación de alto nivel de la
manera más segura y profesional.
¡No vas a perder nada, pero puedes ganar mucho!


EN MUNAY MATCHMAKING MINIMIZAMOS LOS RIESGOS Y AUMENTAMOS TUS POSIBILIDADES.

¿Por qué elegirnos?Nuestro Proceso